lunes, 25 de abril de 2016


1º de Mayo: Día Internacional de la Clase Obrera


El 1º de Mayo, la Clase Obrera de todo el mundo conmemora un acontecimiento histórico: En Mayo de 1886 se desarrolla una gigantesca ola de huelgas y movilizaciones por todo el territorio de Estados Unidos por la consecución de la jornada de 8 horas. Decenas de obreros asesinados por la policía, miles de heridos y de detenidos, ese fue el balance este episodio de la Lucha de Clases.

El 5 de Mayo la policía detiene en Chicago a ocho dirigentes sindicales cuyo proceso judicial, basado en las mentiras de un montaje policial y con un jurado compuesto por burgueses, el Régimen se propuso que fuera ejemplarizante. Siete de ellos fueron condenados a muerte, cuatro finalmente ejecutados. Finalmente la jornada de 8 horas fue implantada en gran parte del mundo. En España lo fue en 1919, después de una huelga ininterrumpida de 44 días.

Pero este acontecimiento histórico tiene otras implicaciones y enseñanzas para la Clase Obrera:

1º.- Los intereses de la Clase Obrera son los mismos independientemente de su nacionalidad. Las huelgas y luchas por las ocho horas de trabajo en todo el mundo es solo una prueba de esto. Por lo tanto debemos tener claro que la Clase Obrera es una sola clase en todo el mundo.
2º.- La Clase Obrera debe organizarse y movilizarse en función de sus intereses comunes como clase desvinculándose de luchas por objetivos propios de otras clase sociales ajenas.

3º.- El Estado no es ninguna expresión del carácter nacional de ningún pueblo. Es un aparato de dominación y represión del enemigo de clase, la burguesía. Policías, militares, jueces, carceleros, curas, burócratas y políticos profesionales sirven a los intereses de los capitalistas y ejecutan su dictadura.

4º.- Los trabajadores deben organizarse al mismo nivel que su enemigo en la Lucha de Clases y confrontarse al aparato del Estado. Si no se hace así no se conseguirán avances, ni siquiera se podrá frenar la ofensiva del Capital. Las pequeñas victorias parciales serán efímeras, insignificantes y reversibles.

5º.- Con la lucha, los trabajadores consiguieron sus objetivos. A la jornada de 8 horas les siguieron otras conquistas en la mejora de las condiciones de trabajo y derechos sociales como la educación, la seguridad social, las pensiones, los subsidios de desempleo, etc…

Solo con la organización sindical y política y la lucha, los trabajadores han podido mejorar su situación, una lucha dura, con enormes sacrificios. Nunca los trabajadores consiguieron nada limitándose a echar unos papeles en una caja. Los que venden estas ilusiones, los que prometen paraísos sin esfuerzo, sin lucha, mienten. Nunca ha existido el “parto sin dolor” en la Lucha de Clases.

La Federación Sindical de Clase hace suyas las reivindicaciones y la memoria de aquellos trabajadores que lucharon por esa primera conquista de la jornada de ocho horas y hacemos nuestras sus palabras:

“¡Un día de rebelión, no de descanso! (...) Un día en que con tremenda fuerza la unidad del ejército de los trabajadores se moviliza contra los que hoy dominan el destino de los pueblos de toda nación. Un día de protesta contra la opresión y la tiranía, contra la ignorancia y la guerra de todo tipo.”

¡Viva el 1º de Mayo!

¡Viva la Lucha de la Clase Obrera!

¡Viva el Internacionalismo Proletario!

Comité Federal de la FSC.