martes, 20 de marzo de 2018


FSC en solidaridad con Migui, despedido por Gelagri

 

La FSC en solidaridad con Migui, despedido por Gelagri en Santaella, Córdoba


La Federación Sindical de Clase, sindicato español afiliado a la Federación Sindical Mundial, se solidariza y llama a la Clase Obrera y a los sectores populares a solidarizase con Migui, trabajador despedido por Gelagri en Santaella (Córdoba).

El despido de Migui se encuadra en una campaña de estigmatización y de escarmiento para aterrorizar a quienes entran a defender sus legítimos intereses de clase en unas circunstancias de total desprecio a la regulación de las relaciones laborales. ¿De qué otra forma se puede entender que Gelagri, tras verse obligada por la Inspección de Trabajo a hacer 14 fijos indefinidos a tiempo completo y dos pasan de eventuales a fijos-discontinuos, despida a Migui por “discutirle al encargado”, después de partirle el turno en tres veces?.

Por todo ello, la Federación Sindical de Clase se suma a las peticiones de readmisión inmediata de Migui y de cese de las conductas abusivas y represivas contra los derechos de los trabajadores y de las trabajadoras en esta empresa.

¡El sábado día 24 todos a la concentración convocada por C.T.A.! en las puertas de la fabrica en Santaella, en el Polígono el Cañuelo, a las 10:30 horas por la readmisión de Migui.

¡¡¡MIGUI somos TODOS!!!
                   
¡¡¡MIGUE READMISION!!!

¡Viva la Lucha de la Clase Obrera!


A 20 de marzo de 2018                               

El Comité Federal de la FSC

Comunicado de la FSM: 

La Federación Sindical Mundial, en su nombre lo firmo como responsable en el Estado Español, muestra la solidaridad con los compañeros de  C.T.A. de Santaella (Córdoba) en la empresa de conservas hortofrutícolas, GELAGRI IBERICA S.L.. La Dirección de esta factoría, la política de Recursos Humanos que lleva a cabo es el incumplimiento contractual en cuanto a la relación laboral en la formalización de los contratos de trabajo, procurando que la mayor parte de la plantilla sean eventuales o fijos discontinuos, los trabajadores no tienen vacaciones, ni se les paga, y además son dados de baja, no reconoce a los Delegados de Prevención, ni al propio Comité de Empresa, en los puentes da de baja en la Seguridad Social a los trabajadores, no concede las licencias retribuidas. La disponibilidad es totalmente abusiva, incluso hay veces que llaman para incorporarte a trabajar con escasas horas de antelación. Pero lo peor es que a MIGUI lo han despedido, para dar ejemplo a los demás trabajadores, porque protestó un día que le pusieron cuatro turnos de trabajo y para demostrar que él es el que manda en la fábrica. Este individuo se llama Onetti.
  
La Federación Sindical Mundial, lucha en todo el mundo por erradicar estas prácticas laborales abusivas, más propias del feudalismo que del capitalismo, pero que el capitalismo integra perfectamente, esto es un síntoma más del retroceso que sufrimos la clase trabajadora en relación a la lucha de clases. Por eso MIGUI y la fábrica de GELAGRI IBERICA es un símbolo de la represión antiobrera de los empresarios en Europa.
  
Exigimos la readmisión de nuestro compañero MIGUI a nivel internacional.

Quim Boix

Responsable de la FSM en el Estado Español (excepto País Vasco)